¡Viva Toxo!: La reforma laboral, sin embargo, se mueve

Noticia interesantísima. Se empieza a entrever una forma clara de salir del atolladero de los co7stes de despido: bajar los costes a cambio de una compensación en forma de cuentas de ahorro individuales- una especie de seguro que se cobra cuando se deja de trabajar definitivamente o cuando se pierde el empleo. Es decir un sistema mixto entre el actual y el que se puso en marcha en Austria tras la . Tal reforma permite:

(1) Flexibilizar el cambio de trabajo, ya que este seguro es portable, los trabajadores se lo pueden llevar al nuevo trabajo- un trabajador no se tiene que quedar en un trabajo que no desea simplemente por mantener el derecho a una indemnización elevada.

(2) Ir hacia el contrato único, eliminando el muy disfuncional mercado dual de trabajo español y reduciendo las incertidumbres y favoreciendo por tanto la inversión  en capital humano por parte de los trabajadores y la empresa.

(3) Incrementar la pensión de los trabajadores, ya que cobran o bien cuando se retiran o cuando pierden el trabajo.

¿De quién ha venido la propuesta pública de esta reforma?:  Del secretario general de CCCO, el Sr. Toxo, que acaba de proponer una solución en esta línea. Esta es una noticia excepcional.

 Copio

“La última la lanzó ayer el secretario general de CC.OO, Ignacio Fernández Toxo, cuando propuso una fórmula de contrato, que podría salvar el escollo de la polémica indemnización por despido.

Se trata del denominado modelo austríaco, una fórmula que permitiría respetar los derechos actuales de los trabajadores y, al mismo tiempo, reducir el coste del despido para las empresas, según abogan sus defensores. ¿Cómo? Con una especie de seguro privado que compensa la diferencia frente a las menores aportaciones de las compañías.

Este tipo de contrato contempla que las empresas creen un fondo individual para cada empleado, al que se van aportandando cantidades de su salario bruto, y éste lo percibe cuando es despedido o, al jubilarse, como complemento a su pensión. Además, en el supuesto de que no haya agotado todo el fondo cuando es contratado por otra compañía, el excendente se suma a las aportaciones que perciba con su nuevo puesto de trabajo.”

 Pero claro, como siempre en estas cosas, el diablo está en los detalles, como dicen los Yankees. Si reducimos el coste en un par de días y dejamos todo lo demás como está e introducimos un coste adicional por este seguro, terminamos peor de lo que estamos.

 ¿Qué sería necesario para que una reforma así supusiera una mejora? Creo que estas son las condiciones para una reforma en esta dirección que mejore, y no empeore las cosas:

 1. Se trata de partir de rebajar los costes a partir del contrato de fomento, que como los lectores del blog sabéis son de 33 días por año trabajado hasta un maximo de 24 mensualidades. Por tanto de ahí partimos (no de 45 días). Esto es muy importante

 2.- El trabajador recibe la contribucion del fondo austriaco tanto si le despiden como si no y no tiene tope mensual. Un trabajador al que no le despiden va a cobrar los días del fondo austriaco, y a uno que no le despiden también. La mayor parte de los trabajadores permanentes mejorarán con este modelo. La clave es que, ahora, en muchos casos finalizan la relación contractual sin percibir indemnización por despido: o bien por ser el ultimo contrato previo a la jubilación (la duración media del ultimo contrato previo a la jubilación son 11 años por los que no percibe indemnización por despido); o bien por cambio de trabajo. Con la nueva formulación al ser el fondo portable se fomentara el cambio de trabajo, ya que los trabajadores saben que van a recibir el coste de cualquier modo.

 3. Por tanto, y esto es clave el trabajador al que despiden tiene que recibir menos de 33 días, para que en media no subamos los costes—lo nuevo del fondo es que también lo cobran los no despedidos, como pensión, al final de su vida laboral.  Es importante entender que a pesar de que en el momento del despido el trabajador perciba una cantidad menor de 33 dias, gracias a la portabilidad del fondo a la austriaca la protección del trabajador a lo largo de la vida laboral aumenta.

 4. Es decir, el coste debe ser calculado para ser neutral. El nuevo modelo no debe aumentar nunca, en un período de tantísimo paro, el coste de contratar trabajadores para las empresas. Si se decidiera ir hacia este modelo deberían ser por ejemplo 10 días por año para el trabajador por esta pensión, que es el 2.75% de la masa salarial (en Austria es el 1.63%) o algo menos, pero libre de impuestos, y por ejemplo un coste de despido pagado por la empresa creciente que empiece en 4-8 días por año y suba hasta 15 días por año, lo que daría al trabajador despedido hasta 25 días (15+10). Si la empresa se ahorra un parte sustancial de las indemnizaciones por despido, las mayores cotizaciones de la SS de los temporales, y el estado contribuye una parte a base de eliminar las muchas bonificaciones a la SS que existen ahora por cambiar temporales a fijos, y si el Estado ayuda con un cantidad adicional (a bote pronto, alrededor del .5% de la masa salarial, alrededor varios (3?) miles de millons de Euros) todo esto no tiene por que incrementar el coste para la empresa.

 5. Es decir, que para ayudar a la neutralidad del coste para la empresa, el Estado podría contribuir, pagando parte del coste de este nuevo modelo. La mayor parte de la ayuda saldrá de eliminar subsidios existentes, pero puede costar algo extra, y si es así, sea. Para eso está el endeudamiento, para facilitar las reformas estructurales. Este es el punto que lleva haciendo Tano Santos desde hace meses, en este blog y en privado: la capacidad de endeudamiento se debe utilizar para mejorar la productividad de la economía española, y esto supone “comprar” las reformas estructurales, compensando a los que se benefician del sistema actual- puede sonar injusto, pero es la forma de conseguirlo.

6. La parte de los costes de despido que contribuyen las empresas debe tener un perfil creciente, como en el propuesto por los 100, para así poder eliminar el contrato temporal, empezando con indemnizaciones bajas (de 4 días o así) , sumando las 10 del seguro para todos. El contrato único debe seguir siendo, en esta propuesta, el elemento clave de la reforma laboral.

7. Este tipo de reforma, lo enfatizamos de nuevo, es necesario hacerla a la vez que la reforma de las pensiones. Este sistema empeora el problema de las pensiones, ahora ya muy grave, ya que aumenta la tasa de sustitución. Si vamos hacia un modelo austriaco mixto, tiene que ser como parte de un paquete entero que facilite la sostenibilidad del sistema.

 Es decir, yo daría un SI claro a la propuesta de modelo mixto, pero con mucho, mucho cuidado, no sea que acabemos con costes de despido mayores que los actuales.

Hay 16 comentarios
  • Buenas,

    Que a los sindicatos (al menos a uno) se les abra la mente es una gran noticia. Sin embargo, me temo que esta propuesta no va a salir gratis (nada es gratis). Este fondo es un fondo de desempleo que puede ser utilizado (en la parte remanente) como un fondo de pensiones. O dicho de otra forma: es un fondo de pensiones para el trabajador que sufraga el empresario que puede ser utilizado si éste queda en paro. La diferencia con la situación actual es que ahora si el trabajador no es despedido la empresa no tiene ningún coste de esta naturaleza, mientras que con este modelo es coste de ese fondo existe independientemente de que el trabajador sea despedido, lo que puede no ser tan interesante para el empresario según la cuantía.

    En momentos de recesión como el actual el cambio puede ser rentable para el empresario, pero cuando la economía se estabilice y el desempleo baje, no sé si el trato es bueno para el empresario. Es decir, el coste medio pagado por indemnizaciones de despido varía según la fase del ciclo en que nos encontremos, mientras que esos x días que se den en un fondo son un coste fijo ineludible.

    Por otra parte, el sistema no sería aplicable a los que ya tienen un contrato fijo, sino sólo para los nuevos, y debemos tener en cuenta que el empresario va a percibir las primas a aportar a ese fondo como un coste salarial más.

    Dicho de otra forma: hay que calcular muy bien qué es lo que aporta y recibe cada parte (trabajador, empresario y Estado) para que se gane en flexibilidad y sobre todo movilidad laboral sin encarecer el empleo y sin cargar al Estado con "el muerto".

    En todo caso, lo dicho, es una buena noticia que haya propuestas. Veremos (y esperemos)si fructifican.

    Un saludo

  • Como dice mi jefe, "doctores tiene la Santa Madre Iglesia que saben más que yo", pero...

    Partiendo de la base del contrato único, ¿no sería más interesante un modelo austriaco con indemnización decreciente?. Me explico.

    Si el empresario tiene que poner el dinero encima de la mesa desde el principio, contratará ajustandose bien a sus necesidades (en España se contrata en general más gente de la que se necesita, por falta de dotes de liderazgo en los mandos inferiores y medios). Si la indemnización es decreciente, al empresario le interesará generar contratos de larga duración, pero sólo con gente que valga, porque dentro de lo que cabe le sale más caro mantener a un empleado malo con este sistema. Al empleado le compensa más sin embargo cambiar de empleo, porque engorda más su cuenta. Lo cual hará que las empresas incentiven a los buenos empleados a quedarse, y a los empleados les ayudará a encontrar su "trabajo ideal" ya que fomenta el ensayo y error.

    Por otro lado, me parece, aunque no tengo ninguna idea clara, que este sistema debería complementarse con la formación contínua y la jubuilación pública. Actualmente se dan muchos cursos de formación contínua que son una chorrada, y se dan porque están en los catálogos de las grandes empresas y el empleado puede escaquearse del trabajo unos días para ir a un curso. Si se introdujeran fórmulas de copago por parte del empleado de los cursos de formación, el empleado elegiría con más interes y menos ligereza los que realmente le desarrollaran en su carrera profesional. Y no creo, personalmente, que haya mejor indemnización por despido que salir de una empresa con un buen curriculum.

    Por último, como mencionaba antes, debería complementarse con las jublaciones públicas. Actualmente, el sistema de tramos de cotización es injusto porque por cuestion de semanas de cotización puedes perder una fracción de tu pensión bastante jugosa. Si el gobierno introdujera la fórmula de poder añadir ese capital o parte de él a la base de cotización mejoraría la pensión de muchos pensionistas de los que tienen menores pensiones. La naturaleza y la estadística deberían ayudar a cuadrar las cuentas de la seguridad social en este caso.

    Y por ahora no se me ocurre nada más, pero podría ser una idea...

  • En lo del copago de la formación continua me refería a que fuera a cargo de este fondo, que son las 2:00 y me patinan las neuronas, lo siento

  • There's no free meal, budy. Dudo mucho que este sistema permita ahorrar costes dado que el paro, las pensiones, etc. es un juego de suma cero. Lo que quito de allí lo pongo de aquí, básicamente...

  • Estoy de acuerdo con Fernando. Al final, tanto empresas como trabajadores seguirán cotizando lo mismo o más de lo que aportan ahora, con el agravante de que nos encomendamos a papá Estado para que año a año decida arrimar el hombro y subvencionar parte de los 'fondos' individuales de cada trabajador.

  • Hola, me gustaría que me ayudárais a resolver algunas dudas, por ejemplo ¿que efectos podría tener que ese fondo se pague con las actuales cotizaciones sociales? Lo digo, por como tu dices, que el Estado pague una parte de la reforma, para reducir los costes laborales en estos momentos de tanto desempleo. ¿Que efectos tendría que el fondo fuera mayor, de 20 o 30 días por año, si fuera pagado mayormente por el Estado, vía una gran reducción de cotizaciones sociales y menores subvenciones particulares al empleo o a sectores productivos?

    Por cierto, ayer hablando con un profesor sobre vuestras propuestas surgió el tema del problema de la comunicación con el resto de los ciudadanos, la idea de que podamos sonar prepotentes cuando defendemos ideas como vuestra propuesta de reforma laboral. Creo que sería muy importante que habláramos más con gente fuera del ámbito económico, para aprender como explicarles nuestras ideas, su porqué, y escuchar sus dudas y aportaciones. ¿Como creéis que podemos entablar este diálogo con en resto de la sociedad?

  • Hola,
    Como empresario desde hace muchos años, siempre he creído que una empresa necesita de una plantilla estable, lo cual conduce a contratos indefinidos. Lo que resulta difícil de gestionar, es cuando en las pequeñas empresas, donde la progresión de un trabajador será escasa, por las propias dimensiones de la empresa, el trabajador no se desvincula por "no perder" la indemnización por despido, lo cual lleva a la tan manida conflictividad "para que me despidan". Creo que una reforma en este sentido sería muy saludable, sobre todo para microempresas (mi caso particular).
    Pero me pregunto, ¿por qué no llevar esta reforma al empleado público? De partida entiendo que son dos ámbitos completamente diferentes. Pero creo que el Estado, en todas sus manifestaciones institucionales, debe dotarse de herramientas con las cual adecuar su plantilla a las necesidades. Podemos escuchar en muchas ocasiones que igual da cerrar un ministerio, porque a efectos prácticos los costes de su personal serán los mismos, pero trasladados a otro departamento. ¿Debemos asumir un gasto en personal, aunque este sea innecesario, por no poder despedirlo? El derecho a un puesto de trabajo es un derecho constitucional, pero ¿ incluso al precio de endeudarnos ?

  • @Eduardo: El problema es que el "empleador" del empleado público es un político y daría lugar a que con cada cambio de poder se hiciera limpieza de despachos para (intentar) colocar a sus acólitos.

    Poniéndolo en un plano histórico, cierto periódico satírico español publicó una noticia que decía algo así como "El partido X pierde las elecciones. Se fleta un tren especial para trasladar a los funcionarios a Guadalajara".

    Luego esta el asunto, por supuesto, del empleo público soviético (), que es cierto que se practica y que se debería regular de algún modo, pero es rematadamente difícil encontrar la manera de crear un mecanismo en que no intervenga un político necesitado de colocar gente. (Aunque quizás este blog sea el sitio correcto para preguntarlo).

  • Creo que nos estamos perdiendo en los detalles. Aquí se habla de indemnización, pero ¿qué hay del seguro de desempleo?. En los Países Bajos está fue las clave de la reforma. Propongo un sistema de capitalización que evite los actuales abusos.

  • Fernando, no tiene por qué ser un juego de suma cero, puesto que los incentivos cambian: con ese sistema ya no es rentable agotar el paro, pues te estarías gastando parte de tu futura jubilación. Está documentado un salto de continuidad (positivo) en la probabilidad de encontrar trabajo el mismo mes que los trabajadores agotan su prestación por desempleo, por lo que sí que existe margen para el ahorro en prestaciones al alinear los incentivos correctamente.

    Me parece una excelente noticia.

  • esta es la reforma laboral que yo quiero, la que promueve el trabajo, me gusta, estoy harto de tener que irme sin indemnización y perder años acumulados de paro mientras otros viven de echarle cara al asunto

Los comentarios están cerrados.

В интеренете нашел популярный блог , он рассказывает про www.cleansale.kiev.ua.
kover-samolet.com.ua

трибулус оптимум нутришн